Saltar al contenido

Los misterios sin resolver más inquietantes de Internet

Los Misterios Sin Resolver Más Inquietantes De Internet

Las historias sobre desapariciones sin pistas ni resolución es algo que sigue estando a la orden del día. Algunos casos son más mediáticos, como el de Elisa Lam, y otros se quedan en los confines de la red de Internet.

Hoy os traemos un nuevo listado de misterios sin resolver en los que Internet ha sido de gran ayuda. Los internautas han intentado encontrar la teoría correcta para darle respuesta a estos misterios, pero han fracasado. ¿Quieres conocer algunos de estos casos?

La niñera violada

Janett Christman

La joven Janett Christman de trece años era una amante de la iglesia. Solía ejercer de niñera para ahorrar algo de dinero y poder comprarse un vestido nuevo para el domingo de Pascua. Los padres de Gregory la contrataron, y salieron a pasear. Lo que no esperaban es que las cosas se fueran tanto de madre en tan poco tiempo.

Solo tres horas después de que los padres de Gregory salieran de casa, Janett llamó a la policía, muerta de miedo. Les pidió que acudiera inmediatamente a la casa, pero la lía se cortó antes de que pudiera darles más información. Tres horas después, los padres llegaron a casa, y se encontraron con una escena grotesca.

Janett, asesinada y violada, estaba en el salón de casa rodeada de un charco de sangre. Por suerte, Gregory estaba en su habitación durmiendo y sin un rasguño. Aunque un sospechoso confesó, después se retractó diciendo que la policía le había obligado a declararse culpable. Con los años, las sospechas recayeron en un hombre ya muerto, por lo que probablemente nunca se sepa la realidad de la muerte de Janett.

Desaparición en Mississipi

Leigh Occhi

En agosto 992, una adolescente de 13 años, Leigh Occhi, estaba disfrutando aún de sus vacaciones de verano. Su madre, Vickie, la dejó sola en casa por primera vez para ir al trabajo. Como quería asegurarse de que su hija estaba bien, una hora después llamó a casa y no obtuvo respuesta. Por lo que fue rápidamente a casa para ver qué pasaba.

Cuando llegó, la puerta del garaje estaba abierta, luces encendidas y se encontró con un camisón y sujetador ensangrentados.  De la niña ni rastro. Cuando llegó la policía vio que no se había forzado la cerradura, y que los restos de sangre se habían limpiado de una forma bastante mediocre. Vickie y el padrastro de Leigh, Barney, recibieron una semana después una caja con las gafas de Leigh. Nunca se ha llegado a reconocer ningún sospechoso, pero sí se ha señalado como posibles sospechosos a Vickie y Barney. 

Un trágico paseo por las vías del ferrocarril

Abigail Williams Liberty German

Un par de jóvenes amigas, Abigail Williams y Liberty German, fueron el 13 de febrero de 2017 a un ferrocarril abandonado en una ruta de senderismo en Delphi, Indiana. Fue la hermana mayor de Liberty quien las llevó allí, y quedó con ellas en que se reunirían con un familiar cerca de un puente unas horas más tarde. Pero ese encuentro nunca se produjo.

Y aunque al principio la policía pensó que tal vez eran chiquilladas, encontraron los cuerpos sin vida de las chicas a unos 800 metros del puente. Sin pistas para investigar, lo único que tenían era unas fotos que las propias chicas habían subido a Snapchat. En ellas salían caminando por las vías del ferrocarril, y se podía ver a un hombre desconocido acercarse a ellas. Lo último que se supo fue un vídeo del hombre diciendo: “Por la colina”.

A pesar de que se realizaron varias detenciones, este sigue siendo un misterio sin resolver pues ninguno de los sospechosos ha sido relacionado de forma concluyente con los asesinatos. 

Un secuestro en Berea

Brooklyn Farthing

Brooklyn Farthing fue a una fiesta en Berea, Kentucky, una noche de junio de 2013. Se peleó con un amigo, y viendo que no tenía transporte para volver a casa, empezó a contactar con amigos suyos para que la llevaran a casa. En sus mensajes decía estar asustada. Sin embargo, unas horas después envió nuevamente un mensaje comunicándole a sus amigos que estaba bien y que había ido a otra fiesta en Rockcastle.

La dueña de la primera casa fue la última persona en verla con vida. Por la mañana, fue a trasladar sus caballos, pero cuando volvió la casa estaba en llamas. Brooklyn ya no estaba en la casa, solo quedaban sus botas, bolso y ropa. La policía cree que el fuego se originó en el sofá donde la chica fue vista por última vez. También se cree que el último mensaje no lo escribió ella, sino alguien que la secuestró y asesinó.

Un turbio día de piscina

Andy Puglisi

Andy Puglisi era un chico de diez años, quien en agosto de 1976 estaba disfrutando con su amiga Melanie Perkins en la piscina local de Lawrence, Massachusetts. Y a pesar de que estaba muy cerca de casa, cinco pedófilos que estaban en el lugar consiguieron llevarse al chico y hacerlo desaparecer. El paradero de Andy quedó en un interrogante, un misterio sin resolver.

Sin embargo, años después un hombre mayor afirmó estar presente el día en que Andy desapareció. Dijo que un hombre atrajo a los chicos al bosque, en busca de un supuesto cachorro perdido. El hombre agarró a Andy y lo inmovilizó, y Melanie consiguió escapar. Corrió a casa para contárselo a su madre, espero nunca la creyó.  Nunca se supo qué pasó con Andy, pero su tía cree que pudo ser víctima del asesino en serie Wayne Chapman.