Saltar al contenido

Las misteriosas luces de la Luna

Las Misteriosas Luces De La Luna

Desde tiempos inmemoriales, la Luna ha tenido alguna cualidad mística que nos mantuvo esclavos, contando diferentes leyendas en las distintas etnias alrededor de la bola luminosa del cielo. Hay un secreto muy curioso que ha cubierto siempre a la Luna, y son las misteriosas luces que suelen salpicar su superficie, y para las que no hay respuesta conocida.

El fenómeno lunar sin explicación

El fenómeno popular como «fenómeno lunar transitorio (TLP)” o «fenómeno lunar transitorio (LTP)», establece la observación de enigmáticos destellos de luz en la superficie lunar, los que pueden tomar distintas formas. A veces parecen niebla o un parche de la superficie, y en ocasiones son destellos espontáneos o bien puntos de luz más durables. Estos se semejan mucho a las estrellas, pero tienen una intensidad variable, y luces centelleantes de la Luna que tienen la posibilidad de relucir durante horas, en su mayoría de color rojo o rosa.

Este fenómeno se viene sucediendo durante siglos, podría decirse que la primera oportunidad que se conoció sobre fue en el siglo VI. El 19 de abril de 1787 brotó el primer informe, hecho por el astrónomo británico Sir William Herschel. Este observó que habían tres manchas rojas refulgentes en la parte oscura de la área lunar. Se notificó que las más brillantes tenían una luminosidad mayor a la de un cometa, y la teoría era que la causa venía por erupciones volcánicas.

Fenomeno Lunar

Los reportes del fenómeno son numerosos

Estas luces de la Luna se han seguido observando de manera regular, generando cientos de reportes de astrónomos expertos y novatos apasionados a nivel mundial. Por último se le nombró “fenómeno lunar transitorio” en el año 1968, cuando Patrick Moore, astrónomo británico, escribió sobre el tema en el Informe Técnico R-277 de la Nasa, Catálogo Cronológico de Eventos Lunares Reportados. 

Ese año, el Centro de Vuelo Espacial Goddard de la NASA reportó haber visto un cúmulo de puntos parecidos a estrellas en la región obscura de la luna. Al año siguiente, astronautas de la misión Apolo 11 reportaron el fenómeno. Michael Collins describió que había una región que estaba mucho más iluminada que las demás, pero que tenían una ligera proporción de fluorescencia.

Las próximas metas de Apolo tendrían otras vivencias con el fenómeno. En 1972, los astronautas de la misión Apolo 17 observaron el extraño espectáculo en numerosas ocasiones. El conduzco del módulo lunar, Harrison Schmitt, presenció un destello de luz muy refulgente desde la órbita justo al norte del cráter Grimaldi. Por su lado, el piloto del módulo de mando Ronald Evans también vio un destello sutilmente más tenue al día después en las cercanías de la Mare Orientale

Las teorías del Fenómeno Lunar Transitorio

Mas estos avistamientos no han tenido una causa esencial, no hay un porqué claro para estas misteriosas luces en la luna. No obstante, hay varias teorías. Una oportunidad es que esto lo cause el gas que se escapa de las cavidades subterráneas para salir de las profundidades de la área, un desarrollo llamado «desgasificación». 

Estas luces lunares también las podría causar la actividad volcánica, los impactos de meteoritos, las cargas o bien descargas electrostáticas ocasionadas por el viento del sol, la emisión de luz ocasionada por la fractura de rocas, los terremotos lunares o bien algún otro fenómeno sísmico, o bien una combinación de todo lo previo. También, se charla como otra posibilidad de que determinados reportes sean errores, y se intente fenómenos terrestres, debido a una observación deficiente o bien inclusive a los extraterrestres.

Fenomeno Lunar

Avances en el estudio del fenómeno

El hecho de que el fenómeno se haya observado a lo largo de tanto tiempo, esté documentado y sin embargo sea tan poco comprendido, ha frustrado y desconcertado a los astrónomos durante décadas. La naturaleza transitoria de las luces de la Luna ha hecho que sea difícil documentarlas y estudiarlas adecuadamente, y ha habido algunos que han dudado de que sean verdaderamente un verdadero fenómeno lunar. 

En los últimos años hubo un refuerzo a los estudios sobre este fenómeno, y sucede que la Asociación de Observadores Lunares y Planetarios y la Asociación Astronómica Británica colaboran para controlar estas luces. 

Aparte, en Sevilla (España) se ha implementado un ambicioso sistema de telescopios del conjunto de Hakan Kayal, instructor de Tecnología Espacial de la Universidad alemana de Würzburg. Este telescopio está destinado a lanzar un ojo fijo hacia la Luna, equipado con una avanzada inteligencia artificial y cámaras duales. El propósito es claro: ubicar, confirmar, catalogar y registrar las enigmáticas luces de la Luna para conseguir una mayor entendimiento de sus secretos.

Configuración